Information

Populate the side area with widgets, images, and more. Easily add social icons linking to your social media pages and make sure that they are always just one click away.

Blog

Gemma Fillol / MARKETING EMOCIONAL  / Marketing experiencial: ¿Qué es el efecto WoW? Y porqué tu marca lo necesita.

Marketing experiencial: ¿Qué es el efecto WoW? Y porqué tu marca lo necesita.

El efecto WOW es la percepción individual o colectiva de fascinarse, emocionarse o impactarse por algo. Normalmente nos impacta algo sorprendente, algo que escapa de lo ordinario, pero yo siempre intento remarcar que el WOW no es algo asociado a la sorpresa, sino que desde una posición mucho más serena también puedo emocionarme y sentirme fascinada por un pequeño gesto que me ha llegado, por una nota personal en la compra de un regalo o por una reflexión que me ha catalizado un libro.

 

Wow es lo que sale de la boca de una persona que ha sido emocionada.

 

Las grandes marcas saben que hoy en día el marketing emocional y de fascinación es aquel que crea tribu, en el que las personas se identifican con la marca y quieren verse representada por los valores que esta tiene y que cultivan sin parar a través de contenido, historias, productos o experiencias. Éste es el primero de una serie de posts que se llaman #wowbrand con los que quiero explicarte la importancia de ponerle emoción a todo si quieres un negocio próspero que emocione. Déjame explicarte cómo el marketing además de vender, pretende ayudar, e inspirar a sus clientes -con honestidad- a tomar la decisión correcta. 

 

Los tres fundamentos del marketing experiencial.

  • La Experiencia como pilar. Sea presencial o digital, la experiencia de compra en espacio de retail, los talleres, las ferias o la mera experiencia de compra digital lo es todo. Vivimos en la era de la abundancia y también de la excelencia, por eso, quiénes abrazan esta última triunfan porque miman al consumidor y cuando el cliente se siente importante gana éste, pero sobre todo gana la marca.
  • El Cliente primero. El cliente no siempre tiene la razón, pero hoy en día el cliente ocupa el espacio protagonista en cualquier empresa que quiera ser sostenible. Antes se creaba el producto en base a la marca hoy el epicentro de cualquier marca lo ocupan los arquetipos (normalmente hay más de uno) de cliente y en qué problema abrazan éstos para desarrollar desde su contenido, hasta al producto.
  • La Empatía a flor de piel. Es imposible crear una experiencia (recuerda que la experiencia está everywhere, desde la compra a la mera interacción) exitosa sin tener en cuenta cómo se sentirá el cliente en todo momento. Hay que comprender cómo recibe ese mensaje y cómo podemos hacer para que éste impacte positivamente.

El marketing que funciona es auténtico e invisible. #marketingexperiencial Clic para tuitear

¿Por qué centrarnos en las emociones?

Según varios estudios científicos los humanos sienten primero y luego piensan. El cerebro procesa mucho más rápido la información sensorial y emocional que la cognitiva (de hecho para ser exactos cinco veces más rápido). Por tanto es igual de importante crear un producto y una marca relevante y que aporte, como comprender cómo las personas pensamos y actuamos cuando se trata de comprar y conectar con un producto. 

  • La emoción es autenticidad, es decir cuando hablamos desde lo verdadero, cuando utilizamos la comunicación que no va de boca a oreja si no que va de corazón a corazón estamos impactando y estamos creando conexiones genuinas con las personas que les ha tocado. Quizás sin ni si quiera pretenderlo, ahí es dónde está el poder. 
  • La emoción es la diferenciación de tu producto. Seguramente existen variedad de proyectos que quizás se enfocan en lo mismo que tú haces, pero difícilmente desde cómo tú lo sientes y desde cómo tu lo visualizas, hay más de uno. Por eso desarrollar tu diferenciación desde la emoción, y desde el primer momento de la creación de tu proyecto, es vital. 
  • La emoción es acción. Porque en el momento que algo me ha impactado decido si va conmigo o no. Y si es un sí, te aseguro que voy a querer más, porque nuestro cerebro sabe y entiende dónde ir a buscar aquéllo que nos genera placer.

El buen marketing es tan auténtico como invisible.

¿En qué partes de mi negocio debo apelar a la emoción?

Esta es una de las dudas más repetidas cuando alguien se pone en contacto conmigo. ¿Dónde debo añadir emoción?
La emoción es un driver poderosísimo. Es un conductor y catalizador de acción por eso cuando hablo de marketing emocional yo trabajo las emociones desde el punto de vista:

  • Branding y construcción de marca. Una marca que se construye desde las entrañas marca.
  • Marketing y comunicación persuasiva para conectar. La manera como mandas mensajes al mundo, importa.
  • Más Experiencias please, desde la experiencia de compra a la participación en ferias y eventos propios o ajenos.
  • Web. La web es tu casa y tu escaparate y debe tocar. En ella cada página debe despertar una emoción diferente.
  • Y un largo etcétera… que va desde los productos, tu comunicación personal como líder, hasta tu packaging.

Es decir no se trata de poner al cliente al borde de la lagrimilla. Al contrario, las resacas emocionales en los productos o servicios tampoco nos agradan. Pero se trata de comprender la esencia de tu marca y traducirla en aquélla emoción que hará que la gente no solo disfrute más con tu marca, si no que ésta será claramente reconocible y memorable. 

 

El branding, el marketing, la web, las experiencias, tu liderazgo y comunicación son algunas de los activos de tu marca que necesitan de la emoción para conectar, cautivar e impactar.

 

Las últimas tendencias: analíticas emocionales

Las grandes compañías y consultoras de marketing se han dado cuenta que hay campañas que se viralizan mucho más rápido, con mayores resultados, que otras. Casualmente, éstas tienen un trasfondo emocional. Por este motivo, consultoras del sector tecnológico están desarrollando software relacionado en comprender el estado anímico y emocional de la persona que está consumiendo esta publicación.

A través del reconocimiento y las expresiones faciales, el texto que se deja en redes, o las reviews que dejan los usuarios, se analizan diversos parámetros para medir lo que yo enumero el ROE, el retorno de la emoción. ¿A que es interesante?

 

¿Quieres una #wowbrand? ¡Pues no te pierdas ni un post!

Este es el primer post de una serie llamada #wowbrand, dónde vamos a hablar y trabajar en las diferentes áreas de tu marca para que tengas en cuenta siempre que la emoción debe ocupar un papel principal, sin tener que apelar al drama, si no a lo que nos une: la humanidad. Y aprendas a dejar a todos tus clientes con el wow en la boca. Vamos a hablar de cinco emociones poderosísimas y de cómo añadiéndolas en diferentes áreas comunicacionales de un negocio impactan para conectar y para convertir.

Hablaremos de la felicidad para crear una experiencia de compra memorable, de la gratitud como emoción que genera reciprocidad; de la curiosidad el driver para fomentar el engagement en la era del marketing de influencia, de la confianza, la emoción más importante de tu negocio, o de la sorpresa para crear impacto. Con ejemplos y con ganas de que tú también te involucres para que veas que con intención puedes conseguir este impacto directo al corazón de tus clientes.

Si sientes que este tema te interesa muy mucho y quieres aprender más, mi curso WOW- Marketing Emocional es lo que estás buscando. Descarga inmediata.

 

¿Eres consciente de que puedes vender, crear y comunicar desde una manera
más emocional sin perder un ápice de profesionalidad?

 

 

 

Comentarios: 6

  • Ana
    8 octubre, 2018 7:32 pm
    Responder

    ¡Gracias! ¡Me apunto! Estoy en un momento crucial de mi negocio y todo consejo y ayuda es poca.

  • Núria
    9 octubre, 2018 6:37 am
    Responder

    Que interesante Gemma! Al dejar la huella en la emoción de las personas es que hemos sido capaces de entrar en su corazón y esto nos da paso a contribuir a crear un mundo mejor… no es maravilloso? Me ha encantado tu articulo. Un abrazo.

  • Cris Bosque
    10 octubre, 2018 5:57 pm
    Responder

    un Wow por este post. Das en el clavo en cada frase.
    En el día a día noto todo lo que dices. A mi me ha ayudado mucho lo que dice la gente de mi cuando hablo o comunico algo, no solo de mis bolsos. De que dicen sobre mi o lo que opinan. Aprendiendo a estar atenta a todo eso he aprendido a irlo sacando fuera y proyectarlo. Es complicado, pero poquito a poco se va reflejando.

  • Sara
    25 noviembre, 2018 12:31 pm
    Responder

    ¡Hola Gemma!
    Muchas gracias por tu trabajo, la pasión que transmites en él y todo lo que queda reflejado en tu contenido. Me encanta y me apuntaré al Método WOW Marketing Emocional.
    Estoy deseando seguir aprendiendo para poner en práctica con mi negocio.
    Un abrazo,
    Sara

Deja tu reflexión

Leer entrada anterior
Qué 3 temas debes evitar en tu comunicación de marca.

...

Cerrar